José Gregorio Piña: La economía digital es una alternativa viable para Venezuela

71

Anahí Arizmendi-Hinterlaces|

El bloqueo económico impuesto por Estados Unidos contra Venezuela y la hiperinflación inducida, producto de esa situación, se han generado diversas distorsiones en la economía venezolana. Una de ellas, es el hecho de que cualquier operación de pago sencilla para el venezolano tenga niveles de dificultad impensables. En ese contexto el ejecutivo nacional plantea una transición de la economía venezolana a una modalidad netamente digital.

Durante el año 2020, solamente 18.6 por ciento de todas las transacciones comerciales se efectuaron en efectivo con dólares, mientras que el 77.3 por ciento hizo en bolívares a través de mecanismos electrónicos como tarjetas de débito, Según informó el Presidente Nicolás Maduro durante la presentación de su mensaje anual. Entonces habló acerca de la digitalización de la economía venezolana como alternativa a la guerra contra nuestra moneda física.

Hinterlaces.net consultó con el economista José Gregorio Piña, para quien es inviable seguir imprimiendo billetes. En su opinión la economía digital nos permitirá evadir el bloqueo financiero y hará más dinámica la economía.

-¿En qué consiste la economía digital?

-Se trata básicamente de las mismas transacciones económicas de pago, bienes y servicios pero realizadas por vías digitales o con  monedas digitales. Es importante destacar que la economía digital también consiste en el uso de criptomonedas, aunque  las monedas tradicionales también se cotizan

El tema es que el movimiento de efectivo en el mundo se hace cada vez más costoso. Actualmente hay una tendencia creciente a favor de la economía digital. De hecho en Suecia en estos momentos hay un debate en el parlamento para eliminar el efectivo y asumir el uso exclusivo de medios digitales.

La elaboración y almacenamiento de monedas y billetes tiene un costo muy alto. En el caso venezolano por ejemplo, los costos de impresión de los billetes son altísimos e inviables. Si según mi análisis mandaras a hacer un billete entre el tipo de cambio, impacto del bloqueo etcétera, no sería menor a  cien mil bolívares. No podrías hacer billetes de baja denominación.

Entre todo el proceso de elaboración y diseño, hasta que dispones del avance, puedes tardar hasta dos años, y en el ínterin con el proceso de  hiperinflación que tenemos pierdes lo hecho. Sustituir el cono monetario de toda la cantidad de piezas que se necesitan en sencillo equivaldría por el tipo de conversión no menos de 100 billones de bolívares a riesgo de perderlo rápidamente. Estamos obligados a ir a medios digitales.

-El Presidente planteó como meta avanzar hacia una economía 100 por ciento digital. Dada las características de nuestro país, ¿qué tipo de modalidades existen para impulsar este tipo de economía?

Se están ofrecieron varias modalidades. No debe dejarse únicamente como plantean algunos, la opción de usar como medio el teléfono inteligente. Porque no toda la población tiene acceso a ese tipo de  teléfono y segundo, en la práctica no puedes usar el teléfono en la calle en cualquier parte  a riesgo de que te roben. En nuestras opciones digitales  la carga tecnológica debe estar del lado del vendedor.

Con una tarjeta, punto  o dispositivo biométrico, el vendedor puede ejecutar la transacción. El Carnet de la Patria por ejemplo es una opción altamente factible. Tarjetas para pagar el transporte o el Metro. Todo eso se está ahora evaluando.

Hay muchas modalidades y nuevos usos para las tarjetas. No sólo están las de débito. También hay tarjetas prepagadas. El Banco de Venezuela está evaluando opciones como tarjetas que no requieren conexión en línea, lo que sería importantísimo. Sería un gran avance.

Todas estas operaciones están en boga y ya se usan. El Presidente señaló que el 77 por ciento de las transacciones en el país se realizan vía digital. Al incrementar este porcentaje podemos resolver el problema de las monedas y los billetes, del efectivo. No es viable imprimir más billetes.

-El Ejecutivo se comprometió a crear formatos de pago que permitan transacciones con cuentas corrientes y de ahorro en dólares estadounidenses ¿lo ve factible, dónde estarían los obstáculos?

-Las cuentas en divisas ya existen en la banca desde el 2017. Se trata de potenciar lo que existe. Hasta el momento ese tipo de cuentas solo pueden ser movilizadas dentro del mismo banco porque no entran en el sistema de compensación. La idea es trabajar para que se realicen operaciones entre bancos. Es un beneficio para la gente que no tendría que cargar efectivo en dólares, y los problemas de seguridad que conlleva, sino que realizaría sus operaciones en su equivalente en bolívares cargando a su cuenta.

Todo ese problema de los estados de los billetes, de la falta de vuelto, de sencillo en billetes pequeños, se eliminaría. Todos los países del mundo usan libremente la moneda de otros países y cambias a moneda local en el equivalente de lo que establece el Banco Central. El banco emitiría bolívares con respaldo de esos dólares. Somos un país bloqueado debemos buscar alternativas.

-¿Eso impactaría el negocio del dólar paralelo?

-Los que objetan este planeamiento  es porque quieren defender lo que hacen algunos bancos, que venden esos dólares en el mercado paralelo a un precio mayor. Si el ejecutivo toma la decisión tendrán que ajustarse. Se reducirían las manipulaciones de quienes por ejemplo en la jerga financiera se denominan “ballenas”, especuladores que juegan con la subida y bajada de los precios del dólar.

O el que especula en la calle con los diferenciales de precios en los productos entre bolívares y dólares y juegan al acaparamiento de efectivo en divisas.

-Una economía como la nuestra bloqueada, con problemas para el mantenimiento del servicio eléctrico o en los sistemas de conectividad ¿está en capacidad de concentrarse en la digitalización?

-Los problemas de conectividad no son solo en Venezuela sino en todo el mundo. La dependencia tecnológica del sistema bancario se ha ido superando con modalidades que no requieren conexión en línea. Haga lo que haga o deje de hacer el gobierno hay gente interesada en criticarlo.

Sin embargo al final del día los que están en la economía real, en bienes y servicios, tendrán que convenir en la conveniencia de estos elementos, así como el público cuando comience a ampliar sus opciones de pago digital. Aún hay un porcentaje muy pequeño de la  población, adultos mayores, otros,  con resistencia a los medos digitales pero esto se ha ido reduciendo ante el avance de estas modalidades.

En Venezuela más del 80 por ciento de la población está bancarizada. Utilizan cotidianamente todos los canales del sistema bancario incluyendo los digitales. Y esto se ha venido incrementando y consolidando con la universalización de las pensiones. Tenemos fortalezas y experiencias  como el Sistema Patria, que es como si fuera un banco. Ahorras, transfieres y hasta tienes opciones de crédito en el pago de los servicios a cuenta del aporte de bonos futuros.

-¿Puede esta propuesta vencer la hiperinflación inducida?

-Así de plano por sí sola no. Porque la hiperinflación está determinada mayormente  por la manipulación del tipo de cambio del dólar. La única forma de vencer ese elemento sería con la adopción de un mecanismo que impida esa manipulación.  Se ha planteado el Petro, pero para que tenga viabilidad tiene que haber una demanda externa del mismo, para que los demandantes quieran y acepten al Petro de acuerdo a su valor a cambio de divisas.

Para lo que sí es importante es para evadir el tema del bloqueo financiero. En forma digital se pueden evadir los canales financieros internacionales controlados por los Estados Unidos, ya sea con el uso de criptomonedas u otros medios digitales.

-¿Cuál cree será el mayor impacto de la consolidación de la economía digital?

-Es algo beneficioso porque esos elementos de disponibilidad de efectivo, movilización del mismo, etc son un factor de freno de la economía, de las transacciones y  comercialización de bienes y servicios. Los costos del traslado de los billetes, las empresas de valores, los seguros bancarios por tener efectivo en las oficinas. En la medida en que las transacciones se puedan realizar vía digital se favorece la economía. Se harán más operaciones habrá más dinamismo. Es un tema medular.