El hijo y sucesor de Kim Jong-il le rindió homenaje en Pyongyang

9

El nuevo líder de Corea del Norte, Kim Jong Un, rindió tributo a su padre, Kim Jong Il, en el curso de una «solemne ceremonia» de homenaje al líder del país fallecido el pasado sábado, según informó la agencia estatal de noticias KCNA.

 Télam

La muerte de Kim se produjo el sábado, pero no se hizo pública hasta el lunes y su noticia provocó un cimbronazo mundial cargado de incógnitas por el futuro político de la nación.

«Se celebró este martes una solemne ceremonia Pyongyang para llorar ante el féretro de Kim Jong Il, secretario general del Partido de los Trabajadores de Corea (PTC), jefe de la Comisión Nacional de Defensa de la República Democrática Popular de Corea y comandante supremo del Ejército Popular de Corea», indicó la agencia.

Mientras se celebran las ceremonias «todo el país sufre la amarga tristeza por la inesperada noticia de su fallecimiento», prosiguió la comunicación.

«Kim Jong Un, vicepresidente de la Comisión Militar Central del PTC, junto con varios altos responsables del partido, del Estado y de las Fuerzas Armadas, visitaron el féretro de Kim Jong Il para expresar, con la más amarga pena, sus profundas condolencias», prosiguió.

El acto se celebró en el Palacio Memorial Kumsusan, en una «atmósfera solemne», explicaron.

El féretro de Kim Jong Il fue rodeado de flores y cubierto con una bandera roja, y en su frente se grabó la leyenda `1942-2011´ (los años de nacimiento y muerte de Kim) y el escudo nacional del país, detalló por su parte la agencia de noticias Europa Press.

Además, el féretro fue cruzado con las bandas de Mariscal de la República Democrática Popular de Corea, la Orden Kim Il Sung (padre del fallecido líder, fundador del régimen y «Presidente Eterno de la República»), las medallas de «héroe» y «héroe del trabajo» de la República Democrática Popular de Corea.

Asimismo, se pueden ver muchas otras medallas que le entregaron el Ejército y el pueblo «en reconocimiento por sus grandes hazañas», informó KCNA.

En un mensaje transmitido el lunes, la agencia estatal señaló que el gobierno, el Ejército y el partido gobernante consideran a Kim Jong-un el «gran sucesor» y respetan a su «excepcional» y «sabio» líder.

«Todos los miembros del partido, servidores y el pueblo deberían permanecer leales a la guía del respetado Kim Jong-un y proteger firmemente y seguir cementando la decidida unidad del partido, el Ejército y el pueblo».

Sin embargo, el mundo está preocupado por las consecuencias de un posible vacío de poder debido a la juventud de Kim, que se cree no ha cumplido los 30 y no tuvo mucho tiempo para prepararse para asumir su papel como máximo líder y solidificar el apoyo del poderoso Ejército, uno de los mayores del mundo, y del gobernante Partido de los Trabajadores de Corea, informó la agencia DPA.

Kim Jong-un recibió ya el respaldo de China, el mayor aliado del país, cuyo presidente, Hu Jintao, visitó este martes la embajada para expresar sus condolencias en un importante gesto de apoyo político a Corea del Norte.

Kim, de 69 años según su biografía oficial, falleció durante un viaje en tren como consecuencia de un ataque cardíaco producto del agotamiento «físico y mental», informó la agencia de noticias estatal.

Pyongyang decretó luto hasta el 29 de diciembre, un día después del funeral.

You might also like