Assange: Pueblo de EEUU y Obama están en deuda con Snowden

39

“Los estadounidenses están en deuda con Edward Snowden” por haber logrado que el presidente Barack Obama anunciara reformas a los programas de espionaje que durante años ha aplicado el Gobierno de Estados Unidos, afirmó este domingo el fundador de Wikileaks, Julián Assange.

AVN

La consideración la realizó Assange a través de su página web donde calificó como una victoria del ex técnico de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) que el pasado viernes Obama anunciara que impulsará cambios en los planes gubernamentales de vigilancia de las comunicaciones, con lo que pretende aumentar la “transparencia y restaurar la confianza pública”.

Según lo reseñado por la agencia Prensa Latina, para Assange la posición de Obama valida el rol de Snowden como denunciante y añadió que se perfilan reformas, por lo cual el presidente y el pueblo estadounidenses, así como la población del mundo, están en deuda con Snowden.

“Como Snowden manifestó, su mayor preocupación era que lanzase una alerta y nada cambiase. Bueno, pues ahí se perfilan las reformas y por ello el presidente y el pueblo estadounidenses y de todo el mundo tienen esa deuda de gratitud”, reiteró Assange.

Sin embargo, el también perseguido por el gobierno de Obama acusó a la Casa Blanca de una “impresionante hipocresía en su tratamiento hacia Snowden”, pues criticó que reconozcan, protejan y apoyen a disidentes, denunciantes y refugiados políticos de países como Rusia y Venezuela, donde han ejecutado acciones terroristas.

Desde hace más de un año, el fundador de WikiLeaks se encuentra refugiado en la Embajada de Ecuador en Londres, para evitar ser entregado a Suecia, donde las autoridades pidieron su extradición por supuestos delitos de agresión sexual.

Teme que si es extraditado a Suecia pueda ser entregado después a Estados Unidos por publicar miles de datos confidenciales.

Por su parte, Snowden alcanzó asilo en Rusia el 1 de agosto pasado tras pasar semanas en la zona de tránsito del aeropuerto de Moscú, al que llegó procedente de Hong Kong luego de revelar actos de espionaje de los servicios secretos de su país.