Siete propuestas de Bernie Sanders, el candidato que pone nerviosa a la élite liberal de EU

(Xinhua/Li Muzi)

-eldiario.es

Las dos primeras paradas de las elecciones primarias del Partido Demócrata, Iowa y New Hampshire, han dado un empujón a Bernie Sanders que hace temblar al establishment político del partido. El senador progresista ha sido el candidato más votado en ambas elecciones y por primera vez se ha situado como el favorito en la media de encuestas nacionales realizada por Real Clear Politics.

Desde su enfrentamiento con Hillary Clinton en las primarias de 2016, Sanders se ha convertido en el gran símbolo del giro a la izquierda del Partido Demócrata y muchas de sus medidas, que antes hubiesen parecido radicales en EEUU pero que ahora ganan adeptos, ponen nerviosa a la élite liberal del país.Sanders lidera las encuestas en New Hampsire (EEUU) con Biden a la zaga

Repasamos algunas.

Universidad gratis: adiós a las tasas en centros públicos

Estudiar en una universidad pública de EEUU cuesta de media 10.440 dólares al año –21.000 incluyendo alojamiento–, según los datos de la organización College Board. Sanders ha prometido eliminar esos precios y aprobar una ley que financie estas universidades con 48.000 millones de dólares.

«En el siglo XXI, un sistema de educación pública que vaya de preescolar hasta el instituto ya no es suficiente. Si queremos tener éxito como nación, la universidad pública debe ser gratuita y un derecho para todos, no un privilegio de unos pocos», sostiene Sanders en su programa.

Eliminar una deuda estudiantil superior al PIB de España

Como consecuencia de los precios actuales, 45 millones de personas acumulan hoy en día una deuda total de 1,6 billones de dólares (una cantidad superior al PIB de España). En 2018, los estudiantes graduados acumulaban una deuda de 29.200 dólares cada uno. El senador ha prometido cancelar toda esa deuda, lo que ahorraría, según la campaña de Sanders, unos 3.000 dólares al año a cada estudiante.

«Las mujeres tienen casi dos tercios de toda la deuda estudiantil. Un tercio de los prestatarios latinos no terminan sus carreras, comparado con solo uno de cada cuatro de los prestatarios blancos. Los estudiantes afroamericanos reciben créditos con intereses más altos, se gradúan con más deuda que sus compañeros blancos y, debido a la disparidad de ingresos, tardan más en pagarla», asegura la campaña.

Sanidad gratuita para todos

«Les decimos a las aseguradoras privadas: os guste o no, EEUU se unirá al resto de grandes países del mundo y garantizará sanidad a todo el mundo como un derecho». Sanders quiere acabar con un sistema basado en seguros privados y que sea el Gobierno el que pague la sanidad de todos sus ciudadanos.

En 2018 27,5 millones de personas no tenían seguro médico, pero tenerlo tampoco te salva de la ruina. Alrededor de 530.000 personas se declaran insolventes cada año en EEUU debido a deudas relacionadas con enfermedades –principal causa de quiebras– y uno de cada seis ciudadanos tiene facturas hospitalarias sin pagar. «Increíblemente, gastamos mucho más porcentaje de nuestro PIB con este inadecuado sistema de salud –mucho más por persona que cualquier otro país grande–», sostiene el programa.

Eliminar los 81.000 millones de dólares de deuda médica

Al igual que en el caso de la educación, Sanders promete eliminar de golpe los 81.000 millones de deuda médica repartidos entre 79 millones de estadounidenses, según sostiene el programa. «La mayor parte de esa deuda la tienen personas de 27 años que pierden acceso al seguro de sus padres tras cumplir 26 años», sostiene el programa. «Bajo este plan, el Gobierno federal negociará y pagará las facturas médicas atrasadas», añade.

Bernie Sanders admite que no será el candidato demócrata a la Casa Blanca

Combate a la «extrema riqueza»

El impuesto a la «extrema riqueza» va destinado a los 180.000 hogares con un patrimonio superior a los 32,5 millones de dólares. Sanders quiere gravar con un 1% la riqueza por encima de los 32,5 millones de dólares, lo que supone un impuesto de 5.000 dólares. El porcentaje aumentaría al 2% para el patrimonio comprendido entre 50 y 250 millones; 3% de 250 a 500 millones; y así hasta el 8% a partir de los 10.000 millones. Esto no significa que el 8% se aplica sobre los 10.000 millones, sino solo al patrimonio que supere esa cantidad.

«Bajo este plan, la riqueza de los ‘milmillonarios’ se reducirá a la mitad en 15 años, lo que esencialmente rompería la concentración de riqueza y poder de esta pequeña clase privilegiada», sostiene el programa. El impuesto a la «extrema riqueza» recaudaría, según Sanders, 4,35 billones.

Este no es el único plan para luchar contra la desigualdad. Sanders propone gravar con más impuestos (hasta un 5% adicional) a las empresas con «exorbitantes diferencias salariales entre sus ejecutivos y el trabajador medio». La campaña pone como ejemplo el caso de Walmart, cuyo consejero delegado ganó 23,6 millones de dólares, 1.076 veces más que el trabajador medio (21.952 dólares). Sanders sostiene que este impuesto recaudaría 150.000 millones en 10 años. El senador subirá impuestos a las rentas más altas y promete acabar con los beneficios fiscales del 1% más rico.

Congelar todas las deportaciones

La política migratoria de Sanders es otro de los puntos que más debate ha generado. Entre sus propuestas más notables está la congelación de las deportaciones «hasta que se complete una rigurosa auditoría de las prácticas y políticas actuales».

El senador propone también la disolución de ICE (Servicio de Inmigración y Control de Aduanas) y CBP (Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza) y «redistribuir sus funciones entre las autoridades adecuadas». «La autoridad de deportación, aplicación de las leyes, de fronteras y de investigación volverían al Departamento de Justicia», explica.

«Trump ha convertido ICE y CBP en una fuerza de detención y deportación. La inmigración no es una amenaza para la seguridad nacional. Es hora de dividir el Departamento de Seguridad Nacional y reenfocar su misión en mantener el país seguro y responder de manera efectiva a las emergencias», añade.

«Bernie revocará todas las acciones del presidente Trump para demonizar y dañar a los inmigrantes en su primer día de presidencia», afirma la campaña. Frenar el muro fronterizo, acabar con el veto migratorio, recuperar el programa DACA de jóvenes inmigrantes, etc. «La aproximación de Trump a la inmigración exclusivamente como un asunto criminal y de seguridad nacional es inhumano, poco práctico y debe acabar.

«Como presidente, Bernie Sanders tratará los cruces de frontera como un asunto civil y reformar las agencias del Gobierno encargadas de aplicar la ley de inmigración para asegurar que nuestras agencias y oficiales de inmigración sirven una misión humanitaria, no de imposición de la ley».

100% de energía renovable

Como parte de su ‘Green New Deal’, el objetivo de Sanders es alcanzar el 100% de la energía renovable para la electricidad y el transporte en 2030 y completar la descarbonización total del país para 2050. Para ello, Sanders promete regular por ley las emisiones de dióxido de carbono y de otros gases de efecto invernadero.

El senador promete una inversión de 16,3 billones de dólares y la creación de 20 millones de puestos de trabajo nuevos. Los costes, asegura, se pagarán en 15 años gracias a la subida de impuestos a las grandes empresas y a «hacer pagar a la industria petrolera por su contaminación», entre otras cosas.

Esta es una de las propuestas más transformadoras del candidato. «La envergadura del reto que tenemos delante tiene similitudes con la crisis a la que se enfrentó el presidente Frankin Delano Roosevelt en los años 40. EEUU se unió al librar una batalla en dos frentes –este y oeste– y en tres cortos años reestructuró toda su economía para ganar la guerra y derrotar al fascismo», reza el programa.

«Durante décadas, las corporaciones de combustibles fósiles han destrozado a sabiendas nuestro planeta por beneficios a corto plazo. Han invertido miles de millones para financiar el negacionismo climático y han luchado para eludir la responsabilidad por la contaminación y destrucción causada por su avaricia», sostiene el programa. «Bernie cree que esto es una actividad criminal y, cuando sea presidente, forzará a la industria de los combustibles fósiles a rendir cuentas», añade.

Sanders tiene otras muchas propuestas que ponen nerviosa a la élite de EEUU, como por ejemplo prohibir las donaciones de empresas a la convención del Partido Demócrata y limitar las donaciones individuales a 500 dólares; dividir los bancos ‘demasiado grandes como para caer’; eliminar la supresión del voto y la manipulación de los censos y distritos electorales.

Una sociedad mal informada debilita la democracia

Ahora más que nunca se demuestra que la desinformación debilita la democracia y por eso son necesarios medios que te cuenten la verdad: la independencia de eldiario.es es posible porque somos rentables y no tenemos deudas. Solo nos financiamos con la publicidad y el apoyo de más de 35.000 socios y socias. Nuestro trabajo necesita de tu apoyo, y cuesta dinero.

 

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*