La “cruzada antiguiso”

48

ELEAZAR DÍAZ RANGEL| Se ha dicho que los primeros hechos de corrupción administrativa en Venezuela se encuentran en la época de la colonia, y que a tal efecto se crearon los juicios de residencia.Fue así, y lo más grave de todo, es que aún en plena guerra de independencia, y después de terminada la misma, la corrupción se conservó intacta. corrupcion2

Últimas Noticias

De Bolívar existe abundante documentación, incluidos decretos, que muestran su tenacidad en el combate contra esa lacra. Se encuentra en su manifiesto de Cartagena (15-12-12), en su discurso de Angostura (15-2-19), en 1824, poco antes de la batalla de Ayacucho, cuando demanda la pena capital para los corruptos e incluso para los jueces responsables de liberarlos.

Tales antecedentes han sido base para afirmar que es un mal de todas las épocas, hasta nuestros días.  Creo, sin embargo, que existe un corto período de excepción: fue en el primer gobierno de AD (18-10-45 al 24-11-48), durante el cual no se conocieron hechos de corrupción, hasta el grado de que derrocados el 24 de noviembre del 48, y pese a que cuando ellos gobernaron abrieron los juicios de responsabilidad administrativa contra decenas de altos funcionarios de gobiernos anteriores, en la declaración de las FAN justificando el golpe, no les hicieron acusación alguna ni les abrieron juicios similares.

Era una honesta gente de clase media, apoyada por trabajadores y campesinos, quienes habían llegado al poder. Seguramente, si hubiesen gobernado un tiempo más se habrían corrompido, como años después, en plena democracia representativa, accedieron a la administración con una voracidad como si los recursos estaban por acabarse.

El período de la IV República, particularmente el del bipartidismo, se caracterizó por vulgares y escandalosos hechos de corrupción donde estuvieron involucrados dirigentes y amigos de AD y de Copei, y oficiales de las FAN,  y pocas veces fueron castigados.

El presidente Maduro ha emprendido una batalla contra la corrupción, se ha comprometido tanto, ha sido tan reiterativo, que no lo concebimos dando un paso atrás. En esta batalla juegan un papel fundamental tres mujeres, quienes son la cabeza del Tribunal Supremo de Justicia, Fiscalía y Contraloría.

Pero como no se trata de un combate sólo de factores del Estado y debe ser de toda la sociedad, hemos decidido emprender desde hoy la “Cruzada antiguiso”, una campaña que indague en causas y soluciones. Pensamos que puede ser una contribución a esa lucha contra ese monstruo de mil cabezas, como  lo definió Chávez en ocasión de la entrevista para mi libro sobre su vida.