Detrás del botín: las empresas ucranianas invierten en el futuro, a pesar de la guerra

240

Eduardo Camín

La destrucción masiva causada por la guerra en Ucrania  no ha impedido –aparentemente–que los empresarios participen en un programa de formación sobre continuidad empresarial y resiliencia apoyado por la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Mientras se vende una guerra cruel,los organismos organizan foros poco entendibles en un marco bélico.

Unas 50 empresas ucranianas han participado en un curso de formación apoyado por esta organización sobre continuidad empresarial, resiliencia, mejora del rendimiento y competitividad, a pesar de la devastación causada por una guerra, que pareciera que ya no existe.Programa de Empresas Sostenibles y Resilientes de la OIT: Las empresas ucranianas invierten en el futuro, a pesar de la guerra

Dado que un tercio de las empresas de todo el país aún no ha recuperado los niveles operativos anteriores a la guerra, la Asociación de Organizaciones de Empleadores de Ucrania (AEOU) creó un servicio para formar y asesorar a las empresas, basado en el Programa de Empresas Sostenibles y Resilientes (SURE) de la OIT .

Otras 1200 empresas se beneficiaron de sesiones de formación sobre una serie de temas, entre ellos las normativas comerciales y medioambientales de la Unión Europea (UE) para las empresas exportadoras, la eficiencia energética, las nuevas tecnologías de producción, la gestión de residuos y la economía circular. La formación, impartida por expertos nacionales e internacionales, dotó a los participantes de los conocimientos y las capacidades necesarias para anticiparse y responder a cualquier tipo de perturbación, recuperarse y prosperar.

Mientras tanto, Oleksiy Havrylenko, Director de la empresa Energomash, Grupo EMA, el principal fabricante ucraniano de ingeniería mecánica y equipos modulares, declaro que “nuestra empresa está situada en la ciudad de Sumy, a unos 30 km de la frontera con Rusia. Desde que estalló la guerra en Ucrania, Sumy ha estado sometida a bombardeos constantes. Sin embargo, no nos trasladamos, sino que optamos por quedarnos en nuestra ciudad natal a pesar de las numerosas dificultades”.

Barcos fondeados en el puerto de Malpica, villa marinera enclavada en la Costa da Morte. Efeagro/CabalarAñadió que “la formación sobre sostenibilidad y resiliencia empresarial fue increíblemente beneficiosa, y junto al coaching de seguimiento proporcionaron a nuestra empresa herramientas a medida para reconsiderar las prioridades de nuestros clientes. Antes, nuestra empresa estaba más orientada a los clientes nacionales, ahora estamos preparados para embarcarnos en la creación de una estrategia de exportación más ambiciosa para lograr la resiliencia y la sostenibilidad”.

La AEOU también tiene previsto formar a pequeñas y medianas empresas en soluciones sostenibles a largo plazo para la escasez de energía derivada de la guerra. Muchas de ellas se enfrentan a frecuentes interrupciones del suministro de electricidad, agua y calefacción, que han provocado la suspensión temporal de sus actividades empresariales.

Desarrollo de empresas sostenibles: el enfoque de la OIT

En realidad, el Programa de Empresas Sostenibles y Resilientes, que data de noviembre 2014, aplica sus directrices mediante un marco estratégico para la creación de trabajo decente en empresas sostenibles, basado en tres pilares o elementos fundamentales que se refuerzan mutuamente.

Ellos son: crear las condiciones idóneas para que las empresas sostenibles prosperen y creen empleos; estimular a los empresarios para que cumplan con sus ambiciones en lo relativo a la creación de empresas, y fomentar lugares de trabajo sostenibles y responsables que combinen una mayor productividad y menos emisiones ambientales con mejores condiciones de trabajo y relaciones laborales.  La estrecha relación de la OIT con los gobiernos, las organizaciones de empleadores y los sindicatos de sus países miembros, así como sus vínculos con empresas multinacionales, les proporciona un acceso único a los actores de la economía real.OMC | Archivo de noticias relacionadas con la OMC y otras organizaciones

El objetivo del Programa de Empresas Sostenibles es fomentar las inversiones y la iniciativa empresarial para equilibrar las necesidades e intereses de la empresa -tanto de los trabajadores como de los empleadores- con las aspiraciones más amplias de la sociedad. Se trata de ayudar a los empresarios, incluidos los de los grupos objetivo-especiales, como los jóvenes y las mujeres, a crear y constituir empresas con éxito.

El programa incluye la promoción del diálogo social y la negociación colectiva, así como el desarrollo de los recursos humanos y una producción más limpia, a fin de aumentar la productividad, reducir el uso de energía y materiales y reducir los impactos ambientales; aumentar los salarios y los beneficios compartidos, y lograr una buena gobernanza corporativa y prácticas empresariales responsables

Éramos poco … y apareció la OMC

Y desde las profundidades del mar apareció  Okonjo-Iweala, directora general de la Organización Mundial de Comercio (OMC) complacida por recibir la aceptación formal de Ucrania del Acuerdo sobre Subvenciones a la Pesca de la OMC.

De izquierda a derecha: Ngozi Okonjo-Iweala, directora general de la OMC, y la viceprimera ministra, ministra de Economía de Ucrania, Yuliia Svyrydenko.
Ngozi Okonjo-Iweala, directora general de la OMC, y la viceprimera ministra, ministra de Economía de Ucrania, Yuliia Svyrydenko.

“Este importante hito subraya el firme compromiso de Ucrania con la cooperación multilateral y refuerza su firme respaldo a la misión de sostenibilidad de la OMC. Doy las gracias a los Miembros de la OMC que ya han aceptado el Acuerdo innovador e instó a los que no lo hayan hecho a que garanticen su aplicación efectiva para la preservación de la sostenibilidad de nuestros océanos”, subrayó

“Unir esfuerzos es importante para Ucrania en tiempos de desafíos. Nuestro sector pesquero se ha visto gravemente afectado por la agresión de Rusia. Actualmente es imposible para nosotros pescar en el Mar Negro y el Mar de Azov”, dijo la viceprimera ministra ucraniana Yuliia Svyrydenko.

Adoptado por consenso en la 12ª Conferencia Ministerial de la OMC (CM12) en 2022, el Acuerdo sobre Subvenciones a la Pesca establece nuevas normas multilaterales vinculantes para frenar las subvenciones perjudiciales, que son un factor clave en el agotamiento generalizado de las poblaciones de peces del mundo. Además, reconoce las necesidades de los países en desarrollo y menos adelantados (PMA) y establece un Fondo para proporcionar asistencia técnica y creación de capacidad para ayudarlos a cumplir las obligaciones.

El Acuerdo prohíbe el apoyo a la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR), prohíbe el apoyo a la pesca de poblaciones sobreexplotadas y pone fin a las subvenciones a la pesca en alta mar no reglamentada.

La falacia, como sofisma de los tiempos modernos  

Amparada en la multidisciplinariedad, la falacia destruye la realidad y parece que la guerra ya no exista, porque esta hiere, lastima y violenta todo principio lógico.  Es cierto que antiguamente solía hacerse una distinción entre falacia y sofisma en base a la intención de la persona que argumentaba.

De esta manera se decía que, si quien argumentaba incorrectamente lo hacía sin la intención de mentir, entonces estábamos frente a una falacia. En cambio, si alguien formulaba un argumento consciente del engaño, entonces estábamos frente a un sofisma.  Sin embargo, en la vida diaria resulta muy complicado saber: si quien argumenta incorrectamente lo hace de manera deliberada o no, por lo cual frecuentemente esta consideración ha caído en desuso.

Estamos frente a un razonamiento que se usa para convencer, no aportando, pero si utilizando elementos irracionales para persuadir razones, al ser tan amplia la manera que podemos errar que nos resulta una tarea compleja de elaborar.

Pero en el fondo ¿qué es una falacia? Es, como señala Irving Copi (1987), un argumento incorrecto, pero psicológicamente persuasivo. La fuerza de una falacia reside en su carácter convincente, el cual se debe a que tiene la apariencia de estar correctamente construido, pero cuando lo analizamos con detenimiento, notamos que el paso de las premisas a la conclusión no es el adecuado, debido a que las premisas no son pertinentes para lo que se quiere defender.

En realidad, son razonamientos no válidos pero que a menudo se aceptan por su semejanza con formas válidas de razonamiento o inferencia. Se da un error que pasa inadvertido… errores de forma, es decir, que violan alguna de las Voltaire: Si alguna vez, ve saltar por la ventana a un banquero suizo, salte detrás. Seguro que hay algo que ...estructuras deductivamente válidas, como por ejemplo, convertir un escenario de guerra en un fórum internacional o es la guerra con toda su crueldad o algo no se entiende.

La incoherencia (o no) del capitalismo roza el esperpento… ya lo decía Voltaire: “si alguna vez, ve saltar por la ventana a un banquero suizo, salte detrás. Seguro que hay algo que ganar.” Seguramente la guerra también sirva para eso.

*Periodista uruguayo residente en Ginebra, exmiembro de la Asociación de Corresponsales de Prensa de Naciones Unidas en Ginebra. Analista Asociado al Centro Latinoamericano de Análisis Estratégico (CLAE, www.estrategia.la)