Burbuja, recuperación y hostilidades

210

Leopoldo Puchi|

Hay quienes opinan que el control de la inflación y la mayor circulación de bienes da una falsa imagen de la realidad. Sin embargo, en distintos aspectos la situación es distinta a la de hace dos años y sí puede hablarse de una cierta mejora.

Recientemente se ha multiplicado la percepción de una mejora en la economía nacional. Del mismo modo, la dinámica política interna tiende a encauzarse por los canales institucionales y electorales, a diferencia de la etapa de confrontación más aguda de 2019.Venezuela vería ligera mejora económica por precio del crudo y evasión de sanciones, según expertos

Hay quienes opinan que el control de la inflación y la mayor circulación de bienes da una falsa imagen de la realidad. Sin embargo, en distintos aspectos la situación es distinta a la de hace dos años y sí puede hablarse de una cierta mejora.
Petróleo
Siendo Venezuela un país dependiente de la renta petrolera, la caída de la economía tuvo que ver, precisamente, con la disminución drástica de los ingresos provenientes de la producción y comercialización de hidrocarburos.Esta caída no se produjo, como se acostumbra decir, a consecuencia de un “modelo económico comunista”, sino por las enormes fallas de gestión, falta de mantenimiento, prioridad dada a la Faja del Orinoco y por los hechos de corrupción.
El modelo económico de Pdvsa se sitúa dentro los parámetros del capitalismo, ya que está La estatal venezolana PDVSA debe recurrir a compradores de petróleo menos conocidos - Infobaeinserta en los mercados y tiene las formas de gestión y de división del trabajo propias del capitalismo. Su formalidad jurídica es la de una propiedad de Estado, por lo que se habla en estos casos de capitalismo de Estado. No podía adoptar un “modelo socialista” por su magnitud y porque no se ha inventado una forma distinta a la capitalista de ejercer las actividades de gestión de este tipo de empresas.
Por otra parte, en los distintos sectores de la economía, bien sea el manufacturero, el agroindustrial o el comercial, el modelo económico ampliamente predominante es el de la propiedad privada capitalista.
Popular
La intervención del Estado en la distribución del ingreso, en particular de la renta, los subsidios, impuestos o controles de precios no alteran el carácter de propiedad capitalista de la economía venezolana, aunque apuntan al beneficio de los sectores populares. Una economía “mixta”, con un aporte del sector privado al PIB que siempre ha estado en torno al 70%.Economía venezolana perdió 42% de su actividad económica
En fin, en Venezuela no se ha sustituido la economía capitalista por un modelo de “socialismo realmente existente”. Otros caminos fueron diseñados, pero son proyectos de largo plazo, en la medida en que formas de propiedad como las comunas no logran alcanzar un grado de competitividad a gran escala.
Su desarrollo está en el ámbito de la “economía social”, un sector que ha logrado en algunos países alcanzar un 12% de las actividades económicas. Y seguramente con el tiempo se podrá llegar más lejos, como un nuevo modelo social vinculado a las visiones ecológicas.
Sector privado
Desvanecida la renta, luego de un colapso precipitado por el golpe de gracia de las sanciones estadounidenses, que tenían ese fin, un sector que queda en pie es el privado. No es una nueva creación o cambio de modelo, sino prolongación de su existencia anterior, pero ahora sin convivir con el oxígeno de la renta petrolera.
En 2016 Venezuela perdió un millón de empleos en el sector privado
Para que funcione el sector privado en las condiciones actuales y sin la transferencia de la renta petrolera que recibía, se ha adoptado el esquema de menos controles del Estado y se ha realizado un severo ajuste macroeconómico.
Sin la renta petrolera, los ingresos del Estado que pueden utilizarse en salarios, pensiones y servicios es mínimo, y el sector privado solo provee pocas divisas al país. Estas han llegado recientemente sobre todo por el aumento de los precios del petróleo y de la producción, unos 800 milones b/d.
FMI
Hoy, Venezuela “sin petróleo” es un país pobre. Para ir más allá de la “bonanza de las burbujas” y Por qué Venezuela no aprovechará créditos del FMI?también para aumentar la producción petrolera, se necesitan fuentes de financiamiento. Este es uno de los puntos en el que confluyen la dimensión geopolítica y la dimensión interna del conflicto venezolano. Importantes recursos que servirían para la recuperación económica han sido apropiados por los gobiernos de Estados Unidos, Unión Europea y Reino Unido.
A Venezuela no se le permite renegociar la deuda para poder acceder a nuevas inversiones. No puede utilizar Citgo para apalancar la actividad petrolera. El Estado venezolano ni siquiera ha podido estar presente en tribunales que discuten sobre sus bienes. Los recursos del FMI, por encima de 5.000 millones de dólares que corresponden de pleno derecho, no son desembolsados porque Washington mantiene el veto. Una hostilidad cuasi bélica que dificulta una recuperación económica en las proporciones necesarias.